sábado, 19 de febrero de 2011

Grecia, un país en blanco y azul (I)



Grecia me pareció uno de los países más fascinantes de Europa. Está lleno de historia, cultura y vida. Va a hacer hacer dos años que estuve y quería recordar con vosotros este periplo por Atenas, Creta, Santorini y Mikonos. En este post voy a hablaros de los dos primeros dejando las islas para otro espacio.

Atenas es una ciudad llena de vida y contrastes. El tráfico caótico rodea a las joyas clásicas, que te sorprende ver cómo sobreviven a los siglos entre un mar de automóviles, buses eléctricos y cada vez más motocicletas. Me pareció que sólo la Acrópolis parece escapar del ajetreo constante desde su promontorio privilegiado.





El Parlamento con su tradicional cambio de guardia



En sus faldas, el barrio de Plaka, uno de los que más me sorprendió porque parece que el tiempo ha dado una tregua. Plazas sacadas de cuento y callejuelas llenas de tiendecillas.




En Plaka encontrarás varias tabernas donde deleitarte con la comida griega. Una de las cosas que más me gustó del país fue eso, la cocina, platos mediterráneos como las sabrosas ensaladas 'griegas'; sus pescados; el inconfundible yogur griego aderazado con miel... Y para terminar, riquísimo el café frappe.



Al otro lado de la plaza Sintagma, corazón de esta bulliciosa urbe, te encuentras con Kolonaki, barrio comercial y ejemplo de la vanguardia helena.



Después de estar dos días en Atenas, viajabamos a Creta. La estancia se me hizo cortísima, cuando más empezaba a disfrutar de Atenas me tocaba irme; me consolaba la idea que que al finalizar el viaje estaríamos otro día más en Atenas hasta ya coger el avión de vuelta a España.


Creta, la isla más grande del Egeo. Descubrí en Heraclio, la capital de Creta, la Grecia real, con su verdadera identidad, pero sin caer en el tópico, conociendo las costumbres de sus gentes. Una de las zonas más bellas es el puerto veneciano, que sirve de centro a la ciudad.



A pocos kilómetros se encuentran las ruinas del palacio de Knossos; que con sus colores traslada a la civilización más antigua del continente.

Una de los mayores atractivos de Creta son sus puestas de sol.

1 comentario:

  1. Impresionante Silvia, qué fotos más bonitas. Reflejas a la perfección la belleza de los lugares. Estuve allí hace tres años y este post me trae muy buenos recuerdos. Me encanta tu blog, haces unas fotos espectaculares y qué creativa eres.
    Un abrazo
    Laura

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...