miércoles, 3 de septiembre de 2014

Helados con mucha historia

Hoy os quiero hablar de una heladería con mucha historia, un local centenario ubicado en el centro de Valladolid en el que no sólo se fabrican artesanalmente helados, sino turrones. De hecho, esta pequeña empresa se dedicaba inicialmente, a principios del siglo XX, a la elaboración de turrones en la provincia de Alicante. Después de vender los turrones en Valladolid en diferentes comercios que les cedían un espacio, en los años 50 tuvieron el primer local fijo. Con el ánimo de complementar el negocio del turrón, el maestro heladero y turronero Don Manuel Iborra comenzó a vender helados. Más de 50 años de historia que les han llevado a convertirse en un auténtico referente en Valladolid.


 


Entrar a Iborra significa detener el tiempo y saborear los productos de siempre, aquellos que se elaboran de forma artesanal y cuidando hasta el mínimo detalle. El establecimiento no puede ser más sencillo, pero al mismo tiempo más acogedor. 





Son infinidad de recuerdos los que me evoca Iborra. Siendo una niña, mis padres me llevaban allí en verano a comprar helados. Siempre pedía el mismo, el de leche merengada con canela. Y los días previos a la Navidad cuando íbamos a comprar los turrones. Han pasado más de 30 años y al mismo local, en la misma calle y con los mismos productos, me acerco yo hoy, junto a mi hija a comprar helados en verano y los tradicionales turrones en navidades. Pocos locales conozco en Valladolid que encierren tanta historia y que después de tanto tiempo, sigan siendo conocidos por su buen hacer.









Falta poco tiempo para dar por finalizado el verano, que no la temporada de helados. En Iborra la venta de helados se realiza desde mediados de abril hasta mediados de octubre en todas sus variedades y durante noviembre y diciembre en sabores limitados para llevar a casa. En su página web podéis ver la infinidad de sabores que tienen disponibles. 
En noviembre empiezan con la venta de turrones.













Turrones y Helados Artesanos Manuel Iborra
Lencería, 2
Valladolid






3 comentarios:

  1. Carlota ha probado su primer helado allí y desde ese día cada vez que bajamos al centro les hacemos una visita :-)
    Además, la atención del personal es muy buena. Qué recuerdos!!! Cuando venía a Valladolid de vacaciones me encantaba ir con mi abuela :-)

    ResponderEliminar
  2. Esas tiendas guardan muchas historias. Qué alegria da ver que perduran en el tiempo. De generación en generación, ahora es el turno de Sofía.

    Besos!

    ResponderEliminar
  3. No conozco a nadie de Valladolid que no recuerde sus años de niño comiendo helados de allí! preciosas fotos!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...